El estado de los muertos

El estado de los muertos

El infierno es una de las “creaciones” del enemigo, e incrustado en el centro de las religiones y/o filosofías del hombre con el propósito de mostrar un Dios ambivalente, un Dios que castiga fieramente a quienes desobedecen. Solamente quien está saturado de oscuridad y maldad puede dar lugar a semejante escenario, que con tintes mas o menos muestran a lugares de tormento donde las “almas” de las personas que no han obedecido a Dios (acá podemos observar la marcada intención de ligar el asunto con La Ley de Dios, pues ¿cómo se determina que una persona va a ese antro de dolor?, ¿con qué Ley?) deben purgar sus deudas. Es tal la confusión que rodea al asunto que uno no sabe si la persona, que supuestamente se esta asando en el lugar, lo hará por tiempo indefinido, por un tiempo, o qué¿? Esta “creación” da lugar a pensar que...

Leer más

El orígen de la Ley de Dios

El orígen de la Ley de Dios

Sabemos que La Ley de Dios es eterna, por tanto parece ocioso preguntarse respecto a su origen, pero más que analizar su inicio en términos de tiempo, nos proponemos averiguar las razones de su existencia. Queda claro para nuestro entendimiento que no son los oidores de la Ley los justos ante Dios, sino que los que obedecen la Ley serán justificados. i (Romanos 2:13) y que conoces su voluntad e, instruido por la Ley, apruebas lo mejor1 (Romanos 2:18). De manera que el cumplimiento de La Ley de Dios hace la diferencia básica entre la vida y la muerte, quedando establecido desde el mismo inicio de la creación cunado Dios dijo de manera inequívoca: 16 Y mandó Jehová Dios al hombre, diciendo: «De todo árbol del huerto podrás comer; 17 pero del árbol del conocimiento del bien y del mal no comerás, ñ porque el día que de él...

Leer más

El Padre Nuestro

El Padre Nuestro

Mateo 6:9-13 “Padre nuestro, que estás en los cielos: sea santificado tú nombre. Venga tu reino: sea hecha tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra. Danos hoy nuestro pan cotidiano. Y perdónanos nuestras deudas, como también nosotros perdonamos a nuestros deudores. Y no nos metas en tentación, mas líbranos de mal; porque tuyo es el reino, y el poder, y la gloria, por todos los siglos. Amén.” (Versión de Cipriano de Valera,...

Leer más

El pecado original

El pecado original

¿Cómo fue que el pecado ingresó en nuestra tierra?, ¿Es que ingreso, de dónde? ¿Cuáles las circunstancias que envolvieron al acontecimiento más tenebroso que ocurrió en nuestro planeta? ¿Qué es, o quién es, en realidad el pecado? Estas son una pálida muestra de las preguntas que flotan en el ambiente y que buscan una explicación racional, coherente y clara de los  contecimientos que marcaron a la humanidad con la mancha del pecado y por ende de la muerte, lo cierto es que somos testigos presenciales de la existencia real del bien y del mal, a quienes podemos sentirlos en cada momento de nuestras vidas, más allá del puro mundo de las sensaciones. Todos los pueblos y naciones han ensayado respuestas que se mueven en un amplio espectro de “explicaciones” de toda índole. En el mundo denominado “cristiano” paradójicamente, la explicación disponible encuentra a católicos y protestantes firmemente unidos, con matices más con...

Leer más

El Querubín Lucero

El Querubín Lucero

Cuando se trata de revisar en concepto del mal, preguntando sobre su origen, causas etc., encontramos reacciones diferentes, desde aquellos que indican que simplemente no existen, hasta visiones bien organizadas que tratan de explicar aquello que es motivo de perplejidad y desconcierto. Vemos el resultado de la obra del mal en sus terribles resultados de dolor, desolación, destrucción y finalmente la muerte, y nos preguntamos cómo puede existir todo esto bajo la soberanía de nuestro Dios cuya sabiduría, poder y amor son infinitos. Es imposible explicar la existencia del mal, como también es imposible explicar la existencia del bien, ambos son una parte del inexplicable misterio. Pero sí, experimentamos sus resultados y decimos, que ambos tienen su única identidad. Dios es el Creador, Dios es la vida, el Redentor del hombre: Dios es amor. Y el mal, no crea vida, pero utiliza lo creado por Dios para destruirlo: es...

Leer más